free estadisticas Una noche de banderas – La Nueva Andalucía

Una noche de banderas

Siempre pensé que cuando el régimen pesoista perdiera el poder iba a gritar de alegría, sin embargo, hoy mi grito es de pánico, de terror, de pena. No era suficiente con haber destruido a un pueblo, el régimen, a su muerte, nos ha dejado una herencia envenenada. Maldita sea

RPNews // 5 dciembre 2018.-  Tomás Gutier

Es una costumbre bastante arraigada que la noche electoral los partidos políticos se reúnan con sus más fieles adeptos en sus cuarteles electorales, (normalmente en sus sedes los partidos con caras largas y un ambiente desolador, y en un buen hotel, con risas y fiestas, los partidos que tienen algo que celebrar).

En estas elecciones andaluzas la tradición ha continuado. Por un lado, el pesoismo susanista de velatorio, con Adelante Andalucía, noqueado y desnortado, y, por otro, los peperos, los “ciudadanos” y Vox, con una exagerada euforia viendo que, unidos, podían echar del poder al PRI andaluz. Aunque, permítanme un punto de duda pues hay mucho odio y rencor entre estas tres formaciones.

Las celebraciones de las cuatro organizaciones que ya habían calentado sillones en el Parlamento andaluz, tuvieron un detalle en común. En ninguno de los actos se vio bandera andaluza alguna. Pasado el periodo electoral ya no existía motivo alguno para disimular. El engaño había terminado, la verde y blanca no era necesaria. La celebración de Vox fue diferente, los asistentes enarbolaban con fervor banderas a diestro y siniestro (o sea, a izquierda y derecha), mientras se desgañitaban gritando Es-pa-ña, Es-pa-ña. Banderas, no es necesario aclararlo, de color rojo y gualda. Como les gusta decir a ellos.

Pues sí señor, fue una noche de banderas. Las que ocultaron los partidos de la casta y las que ondearon los que se han colado en un Parlamento que pretenden echar abajo.

Existe una cierta aprensión a que los recién llegados acaben con la Autonomía andaluza, sin que nadie se haya dado cuenta de que es algo imposible. La autonomía andaluza lleva muchos años demolida, Vox no puede destruir nuestra economía, no puede anular a un pueblo, no puede hacer desaparecer nuestra historia y cultura, no puede arruinar nuestras ansias de progreso. Es imposible, el PSOE les ha dado el trabajo hecho.

El 27 de mayo de 1978, se constituyó en el Oratorio de San Felipe Neri, en Cádiz, la Junta de Andalucía. Su primer presidente, Plácido Fernandez Viagas, miembro del Partido Socialista Obrero Español, inauguró el momento histórico con estas declaraciones efectuadas al diario Ideal de Granada: “Yo no tengo vena ninguna de andalucismo, ni la he tenido antes ni la tengo ahora. Me declaro no andalucista, me molesta la palabra andalucismo y me molesta la palabra andalucista”. Según el diccionario, andalucismo es “Amor o apego a lo andaluz”, para quien se quiso enterar, los pesoistas ya lo dejaron claro hace más de cuarenta años.

Si, como premio a esta actitud les hemos dado durante cuatro eternas décadas un poder omnímodo para gobernar y dominar nuestras vidas, ¿puede parecer extraño que ahora premiemos a quien quiere acabar con Andalucia?

En los pocos días que han transcurrido desde las elecciones se han hecho muchos análisis. La mayoría de ellos interesados, descabellados, ilógicos… Para no ser menos, ahí va mi reflexión: De pronto no pueden salir en Andalucía cuatrocientos mil fascistas. El pueblo andaluz ha dado este bandazo tan grande, que puede hacer zozobrar el barco, porque estaba hasta los mismísimos del PSOE. Así de simple, así de claro.

Siempre pensé que cuando el régimen pesoista perdiera el poder iba a gritar de alegría, sin embargo, hoy mi grito es de pánico, de terror, de pena. No era suficiente con haber destruido a un pueblo, el régimen, a su muerte, nos ha dejado una herencia envenenada. Maldita sea.

1 comentario en Una noche de banderas

  1. Es lo que tiene españa, ruina. Todo lo asociado con lo español sale perjudicado. La Historia no para de demostrarlo.
    Es inconcevible que en unas elecciones andaluzas la propia Andalucía no tenga protagonismo, pero es en realidad para lo que la quieren, para utilizarla. De siempre ha sido así y lo será mientras pertenezca al Estado español.
    Espero y deseo que el Pueblo Andaluz abra los ojos.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies